Los números cantan

Juan de Dios Ramírez-Heredia Montoya – Abogado y periodista – Presidente de Unión Romani – 4 de agosto de 2021

Durante más de 30 años, los primeros de su existencia formal, la Unión Romaní se ha distinguido por ser impulsora de que los gitanos y las gitanas fueran los artífices de su propio destino y administradores de su libertad. Durante muchos años, casi toda la acción social dedicada a nuestro pueblo había estado en las manos de organizaciones religiosas. En honor de la verdad fue Cáritas Diocesana de Barcelona, y junto a ella unos cuantos entregados jesuitas, quienes pusieron en marcha programas muy avanzados para su época porque intentaban implicar a los gitanos en las labores de su propia promoción.

Vivimos horas bajas

La realidad que hoy vive el pueblo Gitano en España no tiene nada que ver con la de aquella época. Al llegar la democracia en 1977, el 80% de los gitanos y gitanas eran analfabetos y el índice de pobreza de nuestras familias era absolutamente tercermundista. Hoy la lacra del analfabetismo ha quedado reducida a una parte de los ancianos y personas muy mayores de nuestra comunidad.

Pero vivimos horas bajas porque se han frustrado muchas de nuestras ilusiones de autogobierno y autoadministración de nuestra actividad ciudadana y cultural. Y no se trata de buscar responsabilidades. Sería muy fácil descargar toda la culpa en los diferentes gobiernos que ha tenido España en los últimos 40 años. Unos han hecho más y otros han hecho menos. Pero en todos hemos encontrado posibilidades de diálogo para presentar nuestras propuestas.

Se impone, a estas alturas, definir con claridad, qué es lo que de verdad queremos conseguir los gitanos españoles. ¿Queremos ser, de verdad, administradores de nuestra cultura y defensores de nuestra peculiar manera de entender la vida? España es un territorio especialmente propicio para que sus diferentes comunidades puedan defender libremente su identidad. La Constitución Española lo permite y a ella nos confiamos.

O, por el contrario, ¿queremos seguir siendo gestores de la caridad cristiana y administradores del dinero que nos dan los poderes públicos para luchar contra la marginación que todavía padecemos? Si es esto segundo ya sabemos lo que hay que hacer. Hay quien lo hace con resultados espléndidos.

Al final, casi todo se reduce a una cuestión de números. O mejor, como dijo Gottfried Wilhelm Leibniz: “cuando Dios canta para sí mismo canta álgebra”. Célebre declaración de un matemático en la que se revela esa misteriosa relación que existe entre la música y el número.

Acabamos de publicar nuestra Memoria de Actividades desarrolladas durante el año 2020 donde los números cantan y dan una idea de lo que hacemos con el dinero que recibimos y en qué lo gastamos. Lo malo es que la canción que interpretan los números del dinero del que dependemos es más propia de un funeral.

En el siguiente enlace podrá ver una relación detallada no solo de nuestras actividades sino del dinero de que disponemos, de quien lo recibimos y en qué lo gastamos.

https://unionromani.org/downloads/URmemo2020.pdf

 

NEVIPENS ROMANI

Maricarmen Bastante García – Departamento de distribución – UNION ROMANI, 30 de julio de 2021

Os adjuntamos el último número de nuestro periódico quincenal NEVIPENS ROMANI. Es la fuente de actualidad donde las generaciones futuras podrán conocer que haciamos los gitanos y las gitanas de hoy en dia.

Y para leer en estas vacaciones (quien pueda hacerlas) les ofrecemos una pequeña selección de libros, a precio reducido, que, a nuestro juicio, podrían ser de su interés.

Mòbils

Josep Juanbaró, info@sdrca.barcelona – SDRCA, Assoc. – Les Corts – 28 de juliol de 2021

Mai no havia tingut tan clara la necessitat de mòbil com quan fa uns vint-i-tres anys vaig experimentar un accident en sèrie a l’autovia de Barcelona a Lleida

Tothom que s’interessa pels detalls queda garratibat. Uns atribueixen que siguem vius a la meva bona conducta al davant de la conduccó de cotxe…

El que sí que tinc clara és que anàvem desprovistos de mòbil. Molt agradablement els col·legues dels xocs ens van deixar trucar al nostre lloc de destinació

Quan vam tornar a casa, la primera cosa va ser comprar un mòbil de recàrrega

Han passat els anys, ara tinc el meu mòbil al calaix perquè només l’utilitzo per treballar amb banca electrònica

Ara vaig cap el que m’interessa. Hi ha molta gent que té la necessitat d’endur-se el mòbil cap a tot arreu, però només l’utilitzo per banca electrònica (pels codis)

La major part de la banca exigeix que tinguis mòbil per les seves aplicacions. Hi ha alguna llei que obligui a operar segons el mòbil ?

Entenc que el manteniment del mòbil i d’internet l’hauria de pagar la banca, però això no és així. Tanmateix, el nostre immobilitzat material dipositat a la banca hauria de ser de la propietat dels clients. Com a conseqüència els clients haurien de ser propietaris dels seus bancs

I això pot donar peu a moltes idees de model bancari. És absurd que molts bancs facin pagar als seus clients unes comissions bancàries exorbitades. Motiu de més perquè els clients en siguin propietaris proporcionalment

Només és per pensar-hi una mica…!

 

Sant Jaume o Santiago

Josep Juanbaró, info@sdrca.barcelona – SDRCA, Assoc. – Les Corts – 25 de juliol de 2021

Sant Jaume el Major (Betsaida, Galilea ? – Jerusalem, v. 44 dC), segons el Nou Testament, fou un dels dotze apòstols de Jesús de Natzaret. La tradició cristiana creu que les seves restes es troben a la Catedral de Santiago de Compostel·la que és un important lloc de peregrinació del Camí de Sant Jaume.

Era fill de Zebedeu i Maria Salomé, i germà gran del també apòstol Joan. Els evangelis segons Mateu (Mt. 4, 21-22) i segons Marc (Mc, 1, 19-20) narren que Crist els va trobar amb el seu pare a la ribera i que els cridà llavors perquè el seguissin, anomenant-los boanergues, que significa “fills del tro”. Va ésser un dels tres apòstols testimonis de la Transfiguració. Segons els Fets dels Apòstols (12, 1-2), va morir decapitat per ordre d’Herodes i Agripa.

 

Font: wikipedia

La policía militar de Vitòria da Conquista (Brasil) está dando caza a los gitanos de la zona matándolos en el sitio

Juan de Dios Ramírez-Heredia Montoya – Abogado y periodista – Vicepresidente de Unión Romani Internacional (IRU) – UNION ROMANI, 19 de julio de 2021

Cuesta trabajo dar testimonio de estos terroríficos acontecimientos. La policía militar de esta importante ciudad que tiene más de 340.000 habitantes ha salido de caza matando en el acto a cualquier gitano o gitana que se encontraban en su camino. Y no solo eso, los policías están promoviendo una verdadera caza y matanza de las familias gitanas de la ciudad y la región. Así lo han denunciado públicamente en un comunicado de emergencia más de 100 firmantes de un documento entre los que están las asociaciones gitanas del país, personalidades de la cultura y la ciencia, así como, entre otras la Universidade Estadual de Feira de Santana, la Universidade Estadual de Mato Grosso, la Universidade São Paulo, la Universidade do Estado da Bahia, la Universidade Federal de Alfenas, y la Universidade Estadual da Paraíba.

Llamamiento a las autoridades

Estas entidades hacen un llamamiento a los poderes públicos brasileños pero especialmente al Gobierno de Bahia” (BA), al “Ministério Público Federal” (MPF), al “Ministério Público Estadual” (MPE), y a las Comisiones de Derechos Humanos del Senado y de la Cámara Federal, para que intervengan inmediatamente con el fin de detener la masacre y el terror que están sufriendo las comunidades gitanas de Vitória da Conquista y los pueblos de la región por parte de la Policía Militar del estado de Bahia desde los sucesos ocurridos en la tarde del martes, que fueron los siguientes:

Esto fue lo que ocurrió

Esa tarde, en el distrito de Zé Gonçalves que pertenece al municipio de Vitòria da Conquista, se suscitó una riña entre dos policías vestidos de civil y una familia gitana del barrio. La consecuencia del enfrentamiento fue la muerte inmediata de dos gitanos a la que siguieron la de los dos policías que intervinieron en el conflicto. A partir de ahí “los policías están promoviendo una verdadera caza y matanza de las familias gitanas de la ciudad y de la región.”

Venganza ciega y bruta de la policía

Según testimonios de los vecinos y de los medios locales, más de 20 personas fueron tiroteadas indiscriminadamente entre las cuales más de seis gitanos fueron muertos al instante y otras 15 personas resultaron heridas de bala. Al día siguiente, un adolescente gitano de solo 14 años que se encontraba dentro de una farmacia fue tiroteado por un hombre que llevaba la cabeza cubierta por un casco, mientras que otro joven fue asesinado delante de un puesto de Asistencia Social.

Al margen de esta barbarie, muchos gitanos y gitanas están sufriendo todo tipo de violencias en los controles. Están siendo quemados sus coches y algunas casas de las familias gitanas han sido quemadas. Y otras violentadas por la policía sin ningún tipo de autorización judicial. Lo que ocasiona que muchas familias gitanas no se atrevan a salir de sus casas, ni siquiera para comprar alimentos, por miedo a que la policía las violente.

A lo que hay que añadir el sufrimiento de los familiares de las personas muertas cuyos cuerpos siguen en el Instituto Médico Legal. Las autoridades nos les dejan verlos y menos realizar los funerales que la tradición gitana les impone.

Nuestra reacción

Desde la Unión Romaní Internacional (IRU), y en su nombre la Unión Romaní española, apoyamos incondicionalmente las acciones que reclaman las organizaciones firmantes del Manifiesto al tiempo que anunciamos la realización de las siguientes acciones:

Uno. Manifestar nuestro apoyo incondicional y disposición para ejercer cuantas acciones sean acordadas desde la “Associação Nacional das Etnias Ciganas” que tiene su sede en Sobradinho/Brasília/DF y cuyo presidente es Wanderley da Rocha.

Dos. Solicitar del Gobierno español y concretamente del nuevo ministro de Asuntos Exteriores, que traslade a las autoridades de Brasil el interés de la comunidad gitana española porque se ponga fin a las agresiones que sufren los gitanos brasileños de la región de Vitòria das Conquista, y porque se haga justicia contra quienes abusando de su poder han cometido los crímenes conocidos.

Tres. Solicitar con urgencia la intervención de las Naciones Unidas para que ponga en ejecución las ayudas previstas para paliar las necesidades de los ciudadanos que sufren estos ataques que claramente violan la carta fundamental de la más alta institución internacional. Confiamos en la especial sensibilidad del Secretario General, Antònio Guterres, que siendo portugués puede entender mejor la tragedia por la que atraviesan los gitanos brasileños.

Cuatro: Reclamar del actual presidente de Brasil, Jair Bolsonaro, la protección de los 800.000 gitanos y gitanas brasileños que pueden sufrir las consecuencias de una creciente ola de antigitanismo promovida por los grupos racistas del país.

En Brasil el racismo no tiene cabida

Brasil no puede ver manchado su nombre por el comportamiento irracional y asesino de unos policías ciegos de odio y de venganza. Brasil es un gran país donde los diferentes grupos gitanos — Kaló, Rom y Sinti — han contribuido con eficacia a su desarrollo. Pero, sobre todo, Brasil puede presumir con orgullo, de haber sido el primer país del mundo cuya principal autoridad ha sido ejercida por un gitano: Juscelino Kubitschek de Oliveira, un médico de origen muy humilde. Fue elegido presidente del país en 1956 y durante los cinco años de su mandato el país experimentó un desarrollo inigualable, lo que hace que el Presidente del Gobierno de Brasil más querido, recordado y respetado por la mayoría del pueblo brasileño fuera un gitano.

No consentiremos que unos maldecidos racistas, aunque sean policías, empañen la historia de un pueblo donde el racismo no tiene cabida.

Juan de Dios Ramírez-Heredia Montoya – Presidente de Unión Romani, 17 de julio de 2021

Reconozco que me pongo muy nervioso cuando en los actos en que participamos oigo cantar nuestro himno internacional y la gente se pone en pie, pero sin abrir la boca.

Hay que poner fin de una vez por todas a esa anomalía. El Gelem, Gelem se compuso para que lo cante el pueblo, para que lo cante la gente. Se ha de acabar el espectáculo de ver como unos artistas subidos a un escenario lo interpretan como si se tratara de una pieza de ópera.

Hace 50 años, cuando se creó el himno en el Congreso Internacional de Londres, no existía Internet ni teléfonos móviles. Era lógico, pues, que muy poca gente tuviera facilidad para aprenderlo. Pero hoy es muy fácil. Con el móvil, igual que vemos y oímos cantar a Camarón podemos ver y oir como se canta el Gelem, Gelem.

Vamos a pedir a los maestros y maestras de las escuelas donde hay niños gitanos que lo enseñen a sus alumnos. A ver si así lo aprenden también sus padres y sus madres. De verdad que es muy fácil.

Y vamos a empezar haciéndolo el próximo día 29 en el acto oficial de conmemoración de las victimas del Holocausto. Sin miedo.

Un ofrecimiento

Tengo una versión musical para aprenderlo. La grabamos un día bajo la dirección de Moncho, que en paz descanse y por el músico Josep Tarradellas. Se la enviaremos por WhatsApp a todas las personas de quienes tenemos su número de teléfono móvil.

Y aquellos de quienes no tenemos su número de móvil que nos lo envíen por este mismo medio y lo recibirán.

Sastipen thaj mestipén (Salud y Libertad)
Te aven Baxtalé (Que seáis felices) Tradicional saludo de los gitanos europeos

Malalties

Josep Juanbaró, info@sdrca.barcelona – SDRCA, Assoc. – Les Corts – 16 de juliol de 2021

Quan era petit, volia ser metge de gran. Era conseqüència d’una malaltia greu que va agafar la meva mare. Els metges no hi trobaven quina era la raó. La van advertir que es quedaria en una cadira de rodes

La meva mare va recórrer cel i terra fins que la van diagnosticar exactament. Les medicines la van guarir. Al cap del temps vaig considerar que possiblement no arribaria a ser un bon metge. Els meus interessos es van decantar cap a la farmàcia, també de ciéncies de la salut

Em vaig decantar finalment cap a química orgànica, molt relacionada amb farmàcia, però finalment vaig fer química física, molt més fonamental

En els anys precdents a estudiar a la universitat vaig pensar en dues matèries molt especials: matemàtiques i filosofia, les meves assignatures predilectes, però ho vaig deixar córrer sobretot pel temps que necessitaria per fer-les i també perquè les sortides eren escasses, professor d’institut o d’universitat

Afegeixo una ressenya sobre medicina. Valoro molt els pediatres perquè s’han d’entendre amb personetes que de bon començament no parlen. El pediatre ha de saber determinar quines malalties poden arribar a tenir els nadons

Un exemple clar és el de la meva filla acabada de néixer, Quan érem a casa no hi havia manera que dormís, plorava contínuament. Nosaltres la bressàvem drets, amunt i avall del corredor. Veient com anava la cosa, la vam dur a l’Hospital de Sant Joan de Déu, on la van diagnosticar de seguida. Encara no tenia ben formats els budells…

El diagnòstic és sempre determinant per guarir

Taxis

Josep Juanbaró, info@sdrca.barcelona – SDRCA, Assoc. – Les Corts – 15 de juliol de 2021

No sóc un client habitual del servei del taxi, però he de confessar que l’utilitzo en trajectes curts o mitjans segons sé quant costa una carrera. En aquesta mena de trajectes el servei del taxi permet desplaçar-se d’un punt a un altre de Barcelona amb tota celeritat. Un es pot estalviar força temps

Hi ha un altre aspecte a l’hora d’agafar un taxi. És la conversa que puc mantenir amb el taxista. Parlar amb aquesta persona et permet d’estar al corrent de com està la ciutat. Hi va haver una temporada amb què preguntava per les virtuts i defectes de Barcelona

Encara recordo algunes converses com ara quins problemes té la ciutat. Segons vaig entendre bé un problema greu de Barcelona és que no té prou personal per fer front a l’habitatge. Es veu que donar l’alta a un habitatge és una cosa molt aconseguida, però no ho és fer el seguiment de la vida d’un habitatge

Les converses amb els taxistes es podrien escriure en una enciclopèdia, com a mínim. Un temps recorrent que utilitzo és: “quan desapareixeran els cotxes dels carrers ?”. Tècnicament és una cosa totalment viable. És la tecnologia de pas en les autopistes de peatge, Enginyers de camins ho poden resoldre d’una forma pràctica

És el que comento a taxistes. Multiplicaria els mitjans de transport públic mantenint els ingressos de les companyies de pàrquings. Els accessos a Barcelona s’haurien d’optimitzar. En aquestes circumstàncies els desplaçaments a Barcelona s’haurien de fer amb vehicles de tota mena amb accés al públic

 

Los ministros que se van y los que se quedan

Juan de Dios Ramírez-Heredia Montoya – Abogado y periodista – UNION ROMANI, 12 de julio de 2021

El sábado, al mediodía, cuando Paloma, mi mujer, me advirtió de que acababan de anunciar en TV la comparecencia del presidente del Gobierno, me levante para acudir a la sala donde está la televisión con la idea preconcebida de que se avecinaba una nueva etapa de restricciones a las libertades de los individuos. En Barcelona estamos viviendo un repunte peligrosísimo de contagios de la Covid-19 que nos puede llevar a un desastre de consecuencias inimaginables.

Pero resulta que no fue así. Al menos la expresión de Pedro Sánchez —que muchos españoles tenemos muy bien estudiada por sus múltiples comparecencias— no indicaba que nos fuera a anunciar encierros domiciliarios, toques de queda o más limitaciones a las libertades individuales en el campo del ocio o las diversiones. No, el rostro del presidente presagiaba el anuncio de algo que nadie esperaba que se fuera a producir de forma inmediata: el cambio drástico y a fondo de su Consejo de Ministros. Así que me apalanqué en el sofá ansioso de saber hasta que punto las previsiones de cambios anunciadas por los medios se iban a cumplir.

Los que se van

Confieso que nunca me hubiera imaginado que José Luis Ábalos o Iván Redondo pudieran quedar fuera del Consejo de Ministros, aunque la verdadera sorpresa la recibí cuando supe que Carmen Calvo también sería despojada de su cargo. De los dos primeros no tengo nada que decir. La opinión pública sabe muy bien quienes son y el inmenso poder que han tenido. El primero dentro de la estructura férrea del PSOE y el segundo como si fuera un auténtico Visir como aquellos que en los Estados históricos de Oriente Medio denominaron a los asesores políticos de un monarca.

Sin embargo, que Carmen Calvo no siga ocupando el puesto de tan alta responsabilidad como el que tenía no alcanzo a entenderlo. Por lo que me veo obligado a recurrir a la conocida sentencia del pensador francés Blaise Pascal: “El corazón tiene razones que la razón no entiende”. Carmen Calvo ha sido una gran ministra, comprensiva y comprometida con el Pueblo Gitano. Siempre estuvo a nuestro lado cuando se le pidió, y no le faltaron prendas para decir públicamente que, aunque no fuera de etnia gitana, se consideraba de corazón como una gitana auténtica. “Mis primas” decía Carmen Calvo cuando se dirigía a nuestras mujeres en cualquier sitio o circunstancia. De todas formas, su mayor contribución y posiblemente la más trascendente para nosotros, ha sido su voluntad de crear el Instituto de Cultura Gitana y que desde 2007 dirige con gran acierto Diego Luis Fernández Jiménez.

Los que se quedan

No haré mención de las carteras que siguen ocupando los representantes de “Podemos” porque entiendo que su remoción o permanencia está fijada en el pacto de Gobierno firmado entre el PSOE y “Unidas Podemos”. Sí quiero manifestar que he sentido un gran alivio cuando supe que el equipo que desarrolla los trabajos encomendados a la Secretaría de Estado de Derechos Sociales podrá seguir siendo el mismo. Es una garantía.

Citaré tan solo, aunque sea de pasada, a dos miembros socialistas que permanecen al frente de sus carteras: el ministro de Agricultura, pesca y Alimentación, Luís Planas, mi amigo personal, con quien he compartido tantas jornadas de trabajo e inquietudes durante los años en que los dos fuimos Diputados al Parlamento Europeo. Si me permiten la “boutade” diré que Luis Planas todo lo hace bien.

Y mi alegría también fue manifiesta al saber que la doctora en medicina, María Jesús Montero Cuadrado seguía siendo ministra de Hacienda. Alegría que lo fue a medias cuando supe que dejaba de ser la portavoz del Gobierno. Y eso sí que me causó una verdadera frustración. Y les diré por qué.

A mí me gusta el acento “andalú”, me gusta el habla andaluza y hasta la forma conque la ministra se come las palabras despojándolas del “número” —la “s” del plural desaparece en todos sus sustantivos y adjetivos—. La Ministra dice “el Congreso de lo diputao” y tanto en los “participios pasados” como en las diferentes formas verbales compuestas de los pretéritos, los futuros, los condicionales y las formas compuestas del subjuntivo, desaparece, como por arte de magia, la “d” que los identifica. La ministra no dice “preguntado”, sino “preguntao”.

A propósito del habla andaluza

Pero, entiéndaseme bien, que en este campo tengo una cierta experiencia. He sido Diputado por Almería durante dos legislaturas completas. La que empezó en marzo de 1979 y la que lo hizo en octubre de 1982 hasta noviembre de 1989. Dos periodos riquísimos en intensidad política. Los andaluces no queríamos ser menos que otros españoles que por haber tenido Estatutos durante la II República, la Constitución les otorgó una vía de acceso a la autonomía más rápida y plena que al resto de los habitantes en cuyos territorios no se había establecido aquella forma de autogobierno. El grito unánime con que los andaluces, encabezados por Rafael Escuredo, reclamábamos ser los protagonistas de nuestro propio cambio político era “los andaluces no queremos ser ciudadanos de segunda”. De ahí que rechazásemos el acceso a la autonomía por la vía lenta del artículo 143 de la Constitución reclamando hacerlo por lo establecido en el artículo 151, es decir, por el mismo con que lograron sus Estatutos Cataluña, el País Vasco o Galicia. Y lo conseguimos, a pesar de que mi provincia almeriense nos lo puso muy difícil al no alcanzar en el referéndum de febrero de 1980 el número de votos necesario para lograrlo. El Gobierno de don Adolfo Suarez entendió que el pueblo andaluz tenía razón y se arbitraron las medidas legales necesarias para salvar aquel disparatado escollo.

Dicho lo anterior, déjenme reivindicar un aspecto destacado de la literalidad del Estatuto andaluz. Y lo hago con la infinita satisfacción de manifestar que, igual que tuve el inmenso honor de ser firmante de la Constitución Española de 1978, también lo fui del Estatuto de Autonomía de Andalucía que elaboramos la totalidad de los Parlamentarios andaluces reunidos en la ciudad de Córdoba el 28 de febrero de 1981. Comprenderán que los recuerdos vienen a mi mente de forma atropellada después de tanto tiempo, lo que no me impide tener muy clara la situación que vivíamos en Andalucía en aquella época. Rafael Escuredo, presidente preautonómico que sucedió a Plácido Fernández Viagas se declaró en huelga de hambre. Los Diputados y Senadores andaluces por Almería estábamos incondicionalmente a su lado. Al extremo de que yo quise unirme a él en aquella huelga, cosa que me impidió mi amigo y admirado líder del PSOE almeriense Joaquín Navarro Esteban que Dios tenga en su Gloria.

Pero antes de llegar a Córdoba veníamos de Carmona. Sobre nosotros pesaba la responsabilidad de elaborar un borrador de Estatuto de Autonomía ya consensuado entre los cuatro partidos con representación parlamentaria (PSOE, UCD, PCE y PSA) y en su redactado, ¡como no!, había una imposición contundente para que se reconociera y promocionara oficialmente el uso del idioma andaluz.

Pero, ¿Hay un idioma andaluz?

No, decididamente no. Porque, aunque “el andaluz” es una realidad científicamente controvertida, la lengua propia de Andalucía es la lengua española. Así lo afirma el profesor Miguel Ropero Núñez, catedrático de Lengua Española en la Universidad de Sevilla y con él la mayoría de los lingüistas universitarios. El profesor Ropero, además, es el más reconocido experto en el conocimiento y desarrollo de la lengua gitana que se habla en España: el caló.

No he sido capaz de encontrar las actas de las múltiples reuniones que celebrábamos los parlamentarios andaluces mientras redactábamos el Estatuto, por lo que me he de fiar de mi memoria para reproducir una de mis intervenciones en aquellos debates. Yo pretendía desterrar del conocimiento generalizado de los españoles que la manera de hablar de los andaluces, como dice el profesor onubense Vazquez Medel, siempre ha estado identificada con la incultura y la deficiente formación académica

—Señores parlamentarios, —dije en una de mis intervenciones—, ¿acaso ustedes pretenden que cuando un presentador de la TV andaluza aparezca en pantalla para dar las noticias, se exprese de esta o parecida forma?: “Ojú, señore. Hoy ha jecho una calo en Sevilla que no se pué aguanta”. Y por esta vía del cachondeo continué mi exposición que recuerdo suscitó un alto consenso y divertimiento de sus señorías.

La ministra María Jesús Montero ha sido una extraordinaria portavoz porque no ha renunciado al patrimonio universal de todos los españoles que son nuestras diferentes hablas. Y ella lo que pretende es que no suceda lo que con gran acierto denunció en su día Rodriguez Almodóvar: “Los estudiantes extranjeros que vienen a aprender castellano se vuelven locos, porque ninguna de las expresiones que oyen a diario en la calle las encuentran luego en el diccionario, no pueden saber qué significan”

Y si me aceptan un consejo para estas vacaciones, lean “La tesis de Nancy”, novela de la que es autor Ramón J. Sender y que yo leí en Puerto Real cuando apenas tenía la edad de la protagonista. Nancy es una estudiante americana de Antropología y Literatura, de unos 20 años. Habla buen castellano, aunque tiene problemas con los giros y la pronunciación andaluza. Atractiva, inocente e ingenua, carece de la picaresca andaluza que domina como nadie su novio, Curro, un gitano celoso, extrovertido que es genial en su ambiente.

Y una vez más se me acabó el espacio, porque a Miguel Iceta, flamante ministro de Cultura, he de dedicarle un comentario completo.

Pobresa

Josep Juanbaró, info@sdrca.barcelona – SDRCA, Assoc. – Les Corts – 4 de juliol de 2021

Pobresa és un mot que té vàries entrades en el Diccionari normatiu valencià. La que ens ocupa segons el Dret és: Condició de la persona que es troba en un estat de misèria relatiu o es veu privat, no ja del sosteniment, sinó dels mitjans necessaris en certes eventualitats, com ara la malaltia.

La pobresa és un estat que es troba des de la major negror dels temps. La història de la Humanitat sempre ha conegut pobres. Pobre és el que està desproveït de recursos econòmics, de béns, de riqueses. La pobresa també pot ser una virtut moral que ordena la conducta humana en relació amb els béns del món i que pot exigir fins i tot el despreniment material voluntari.

Es pot viure voluntàriament en pobresa, però la pobresa pot ser conseqüència de la manca involuntària de recursos. Missioners de diverses religions intenten mitigar la pobresa involuntària. La ment està molt condicionada per la pobresa, però la pobresa està també condicionada per la ment. És un cercle viciós.

La pobresa és un mal estès arreu del món, ara i sempre. La pobresa és com una plaga bíblica. És difícil comparar la pobresa entre països, però això és tema d’especialistes com ara els que dominen les estadístiques. Hi ha algun país que reivindica haver eliminat la pobresa

Una forma d’allunyar-se de la pobresa pot ser estudiar acadèmicament perquè afavoreix l’ordre de la ment. Saber més també pot ajudar